PEACE

domingo, 17 de junio de 2012

¿Qué es una Neurosis?



Es en la crisis donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia. Albert Einstein

Todo el mundo habla de neurosis, de ansiedad, de angustia, de depresión. Sin embargo sigue siendo un tabú el hecho de ir al psicólogo o al psiquiatra. Especialmente en países con España, que está arrancando desde hace poco en esto de la Democracia con un éxito parcial. Ahora van a quitar derechos sanitarios a los inmigrantes para ahorrar. Así que la niña con leucemia se tendrá que volver a su país, si es que ahí le tratan. Van a seguir ayudando en Urgencias, sí. Pero esto significa que una persona con una esquizofrenia e inmigrante (toma estigma social por estereotipos, clichés y otros factores, que por cierto, contribuyen a la neurosis) tendrá que ir a Urgencias cuando tenga un episodio psicótico agudo (brote psicótico). Son solo dos ejemplos del campo de la salud. No hablaré más de política, pero sí, de derechos humanos. Y estigmatizar a alguien que no quiere recibir uno o varios diagnósticos no es de recibo. Según el DSM no hay consultante sano, es más, podemos diagnosticar 4 trastornos comórbidos. No es raro lo que digo, sobre todo en pacientes "graves". Cierto es que la salud no es la vida, como apunta mi querido amigo Winnicott.  En fin, dejo la verborrea y me remito al título de la entrada: la neurosis. Ese término maldito que parece connotar una locura inefable e inaprehensible. Ahora se les llama "trastornos". A mi parecer no suena mejor porque sigue siendo algo peyorativo, nadie quiere tener una neurosis o un trastorno, y si sabe que lo tiene, en lo más profundo de su fuero interno, muchas veces puede vivir como un ataque a su identidad esa información superficial que no dice nada del sujeto.
Atribuir una neurosis a una u otra persona se ha convertido en ciertos medios en un juego de sociedad.
De hecho, no existe una neurosis, sino varias clases de neurosis y aunque el Humanismo rechaza la utilización de términos psiquiátricos para caracterizar desequilibrios que son para nosotros disfunciones más o menos graves del contacto.

Veremos algunas características:

Henry Ey, en su Manual de Psiquiatría, define así las neurosis: "Son enfermedades de la personalidad caracterizadas por conflictos intrapsíquicos que inhiben las conductas sociales. Más que alterar su sistema de la realidad, perturban el equilibrio interior del neurótico. Son trastornos de las conductas, de los sentimientos y de las ideas que revelan una defensa contra la angustia y constituyen, respecto a este conflicto interno, un compromiso del cual el sujeto saca en su posición neurótica un cierto provecho (beneficios secundarios de la neurosis)...El yo no puede encontrar en la identificación de su propio personaje buenas relaciones con los demás ni equilibrio interior satisfactorio"
De esta definicíón se desprenden muchas ideas, por supuesto. Yo diria algo importante, habla de neuróticos, eso supone que hay muchos tipos de neurosis, al menos desde mi perspectiva. Por otro lado, al decir "neurótico" está realizando una identificación entre la enfermedad y la persona. La persona no es la enfermedad. De hecho es operativo y terapéutico externalizar el trastorno como algo contra lo que combatir, mejor que luchar contra uno mismo.

Laplanche y Pontalis, en el Vocabulario de Psicoanálisis, hablan de una "afección psicógena cuyos síntomas son la expresión de un conflicto psíquico que tiene sus raíces en la historia infantil del sujeto y constituyen un compromiso entre el deseo y la defensa".
Aquí remite a la infancia, a los padres. "No hay padres perfectos" es un texto del psicoanalista Bruno Bettelheim. Por otro lado no contempla el factor social, más allá de que los padres sean los portavoces de lo sociocultural.

Maurice Dongier en Neurosis y Problemas Psicosomáticos señala: "El hombre debe transformarse continuamente, adaptarse a circunstancias nuevas. El proceso de maduración de la personalidad no termina nunca. Las neurosis indican, pues, detenciones o regresiones en la evolución de las funciones".
Me parece muy acertada. No es peyorativa y es descriptiva y profunda al mismo tiempo.

Fritz Perls en Terapia Gestalt dice: "Llamo neurótico al hombre que se sirve de su potencial para manipular a los otros en lugar de hacerse adulto toma el control, ávido de poder moviliza a amigos y familia siempre que se siente incapaz de utilizar sus propios recursos; actúa así porque no puede soportar las tensiones y fluctuaciones que van a la par de la maduración".
Y añade:
"En la neurosis hay una lucha continua entre el yo y el sí, entre la ilusión y la realidad, La intensidad de la enfermedad mental está en relación directa con la función entre el yo y el sí"

Podríamos decir en términos gestálticos que la neurosis es la "Dificultad de contacto consigo mismo y con el mundo exterior, identificación imaginaria con un personaje ideal, manipulación del entorno, angustia".



A TODOS ELLOS (Poema de Princesa Inca)

A los que se quedaron dormidos en el nunca,
a los que sueñan sus verdades y se las niegan,
a los que tienen mucho miedo,
y lloran por cualquier cosa
y se ocultan la cara de vergüenza.
A los tímidos,
a los solos, a los raros,
a los que dudan y dudan
y les llaman inmaduros, débiles,
A los que duermen en la fría cama del psiquiátrico,
a las madres que cogen la mano de su hijo ingresado,
os digo que no nos vendan verdades, que la verdad no existe,
la verdad y la razón son creaciones del hombre
para doler, para medir,
Hay que luchar contra el silencio,
y la ignorancia,
no somos enfermos.
Quién tiene la verdad absoluta, la realidad absoluta,
que la muestre, que la enseñe si puede,
es mentira, mentira, no existe.
A los que llevan cicatrices de haberse rajado las venas,
a los que consiguieron no rajárselas,
a los que les paraliza la angustia,
les paraliza para ser, amar , soñar,
a los que llaman vagos, idiotas, locos, débiles.
No escuchéis la voz de los que viven solo para tener
A los que, la ansiedad, les hace fumar dos paquetes diarios,
a los que no son sociables, ni aptos, ni lúcidos,
ni extrovertidos, ni empáticos, ni asertivos, ni normales,
a los que nunca superaran un test psicotécnico,
a los que llevan medicación en el bolso y el monedero vacío,
a los que ahora están atados a una cama y no nos oyen,
a los psiquiatras que abrazan a sus pacientes
y pidieron alguna vez consejo a un esquizofrénico,
A los que tenemos certificado de disminución
y leemos a Lorca y a Nietszche y lo que haga falta,
a los que no soportaron el túnel y se fueron para siempre,
a los que atravesamos cada día el túnel
agarrados aunque sea a las paredes negras,
a todos los que saben o quieren escucharnos,
y no se fían sólo de los manuales, libros, tesis,
estudios y estadísticas,
a los psicólogos que dan besos,
A los que hemos pasado ya el infierno y el cielo
y no queremos volver nunca más allí.
A los que roban dolor y devuelven sonrisas, dice Sabina.
Y sobretodo
a todas esas pupilas dilatadas de tanta química
que miran aturdidas y absortas
pero tienen la luz más hermosa

"Que no existe la locura sino gente que sueña despierta"
Esta última es la definición de Cristina Martín (Princesa Inca), su apodo o nick procede de un delirio que atravesó. Su sonrisa es contagiosa, es auténtica, irradia una energía trepidante, contagia sonrisas y transmite, al mismo tiempo con rotunda capacidad, el dolor, la tristeza, la desolación y el sufrimiento de sentirse, pensarse y haber y ser tratada como una loca. Estudia psicología, es jardinera, interviene en la Cadena Ser los miércoles, forma parte del grupo RadioNikosia: grupo en contra del "estigma", de ahí proviene nuestra conexión: la Antipsiquiatría. Princesa Inca ha publicado un libro de poemas titulado: "La Mujer-Precipicio" y el fundador de Presuntos Implicados está grabando temas inpirados en sus poemas. Poemas desagarradores, que salen de las entrañas, de unas visceras desgarradas a mordiscos por el "establishment" psiquiátrico y el señalamiento despectivo de la sociedad.
http://youtu.be/-_hZzD65EgU Soledad -Jorge Drexler-
http://youtu.be/tQuRhk7Ymo8 Calle Melancolía -Joaquín Sabina-